albert cabestany

Por que no es suficiente con ser un buen piloto

329 Visto Dejar un comentario

cabestany indoorYa son demasiadas veces las que se ha divagado en revistas y foros sobre la problemática del Trial y las razones de por qué nuestro deporte favorito pasa por horas bajas.

En los últimos años hemos vivido hechos absolutamente descabellados, tales como ver a un recién proclamado Campeón del Mundo como Alfredo Gómez sin moto para su siguiente temporada, así como otros enormes pilotos que han empezado a ser verdaderamente reconocidos y valorados una vez que han cambiado de especialidad, tal como el propio Alfredo, Dani Gibert, Mario Román, Graham Jarvis, los hermanos León o Tady Blazusiak. Otras referencias de éxito en otras especialidades son Laia Sanz y Dougie Lampkin.

Sin querer abordar en este debate otras problemáticas vigentes como el papel de las federaciones, las restricciones medioambientales, la falta de áreas para una práctica no furtiva del Trial o la crisis que aborda la industria, sí quiero dar mi opinión desde el punto de vísta periodístico y como profesional del marketing.

A pesar de mi profundo amor por el Trial, al cual dedico de forma desinteresada un número incalculable de horas, en comparación con otras especialidades la competición profesional cada vez es más aburrida y monótona.

Basta con echar un vistazo a los números de un Mundial Indoor como el del año 93, donde el calendario lo componían 14 carreras y puntuaron hasta 25 pilotos. En 2013 el calendario era tan solo de 5 carreras y puntuaron 12. ¿A un campeonato de 5 carreras calebradas en Europa en menos de 3 meses se le debe llamar Mundial?

Otro gran aburrimiento es que llevamos casi una década viendo en los puestos de podio a los mismos pilotos y buena parte de estos en la misma marca. ¿Hasta cuándo debemos saborear la expectación que causó ver a Bou sobre una Montesa en 2007? ¿Por qué es tan difícil hacer sombra a los “top five” y que por fin cuajen las nuevas generaciones?

2013 podría haber sido un gran punto de inflexión en el Trial si los acercamientos se hubieran cumplido: Fajardo estuvo cerca de fichar por Gas Gas, mientras que Raga, con pie y medio fuera de la marca, tenía una oferta por parte de Scorpa para pilotar una “Sherco vestida de naranja”. Poco antes, en 2012, Beta y Monster coquetearon con Bou para montar una estructura propia.

fiascoNosotros tenemos pruebas de que esto sucedió y lo contamos. La respuesta fueron “caras largas” por parte de otras revistas y partes implicadas, porque en el Trial de alta competición no sienta bien que se cuente a los aficionados lo que es “vox populi” en el paddock. Esto no ocurre en otras especialidades.

¿Cómo podemos ser la primera potencia mundial en pilotos de Trial pero no sacarle partido? Se me ocurren muchas razones, pero una de ellas está en los propios pilotos “top”. Los pilotos profesionales, como ídolos y referencias del Trial, deberían crear afición no solo pilotando, sino también comunicando para fomentar que se vendan más motos y dando a conocer el lado más humano de este deporte.

¿Habéis echado un vistazo a las web de los pilotos Top 5?

Toni Bou http://www.tonibou.es/ -> Portada con los títulos de 2010. Penúltima entrada de Julio 2012 y la última de Septiembre 2013. El último vídeo, grabado con un móvil, es del año 2007. Ni un solo esponsor tiene presencia en la web.

Adam Raga http://www.adamraga.com/ -> Última actualización Octubre 2013. Bajo una estética y usabilidad obsoleta, las entradas tienen tan solo la clasificación de cada evento. Ni una sola declaración o contenido exclusivo.

Albert Cabestany -> actualmente no tiene página web.

Jeroni Fajardo http://www.jeronifajardo.es/ -> Última actualización de noticias en Junio 2012. Las últimas fotos de galería son en 2011 a los mandos de una Ossa.

Takahisa Fujinami http://www.fujigas.net/ -> La mayoría del contenido está en japonés y no está actualizada. Sin comunicados de prensa ni vídeos. La última foto de galería es de 2008.

Como podéis ver, es imposible seguir el Trial desde la visión y opinión de los propios pilotos. 

Por otro lado, ¿qué beneficio tiene un sponsor sobre una moto sin carrocería en una especialidad no televisada y con semejantes páginas web? 

De los anteriores, ni Cabestany ni Fajardo tienen departamento de prensa, así que es imposible saber qué ha sido de ellos en cada carrera. En este punto tanto Montesa como Gas Gas sí lo hacen bien.

¿Qué hay de las redes sociales?

Mientras Marc Márquez ronda el 1.100.000 de seguidores en Facebook, Laia Sanz 66.000 o el extrialero Blazusiak 92.000, nuestro campeón del mundo no tiene perfiles profesionales dinamizados por él.

Aquí Jeroni Fajardo es el más aventajado y entretenido, seguido por Cabestany y Raga. 

Todos estos detalles cobran todavía más importancia en el contexto de un deporte tan abandonado como el Trial. A día de hoy es imposible seguir en directo una prueba del Mundial Indoor de Trial, del Outdoor sale algún resumen esporádico varios días más tarde y, por cruel que suene, la única forma de saber lo que ha pasado es a través de los vídeos que los aficionados cuelgan en Youtube o leyendo las propias clasificaciones. 

Mi conclusión es que de no ser por el aficionado al Trial (el que no sigue la competición), estaríamos hundidos. En Trialworld estamos orgullosos de pensar, antes de nada y mayormente, en el aficionado. Por eso llevamos dos años trabajando con una Escuela de Trial que mueve más de 200 plazas anuales y ayuda a que la gente se conozca entre sí, progrese y se marque nuevos retos cada día. 

Gracias a todos los aficionados. Sois el corazón de este deporte. 

David Quer  

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *